agosto 12, 2022
Ciudad Noticias

Comienza Rojo, Festival Independiente Internacional de Clown en Buenos Aires

La constitución porteña lo prohíbe:

Por Ricardo Guaglianone

La constitución es bien clara: la Costanera es un espacio público y debe usarse para esparcimiento gratuito de los habitantes de la ciudad. Pero a Larreta solo le interesan, desde hace años, los rentables negocios inmobiliarios, por eso le importa un bledo incumplir el Artículo 8 de la Constitución de la ciudad, que garantizan el uso público de la Costanera y el rechazo de los vecinos a sus iniciativas. Lo último: quiere desarrollar el “Distrito Joven” y  privatizar 14 hectáreas de la Costanera Norte.

La mayoría automática en la Legislatura porteña, conformada por el Pro de Larreta, la Coalición Cívica de Carrio y Martín Lousteau de Evolucion aprobaron hace cuatro años construir en la ribera norte de la costanera, el “Distrito Joven”, un emprendimiento privado sobre tierras públicas, aparte de la privatización de la Costanera sur.

Además, y a pesar de lo que ordena la Constitución porteña, a fines de 2021  en una única sesión, aprobaron la rezonificación de Costa Salguero y la construcción de torres de lujo que el Grupo IRSA planea construir en la Costanera Sur, sobre los único humedales que tiene la ciudad, al lado de la Reserva Ecológica, que se verá fuertemente afectada. La justicia acepto un amparo y freno por ahora el proyecto, denunciado por asociaciones de profesionales y sectores vecinales.

Tierras públicas, el botín deseado

 Laapropiación inmobiliaria de la Costanera, continuó en febrero de este año con la puesta en discusión del Master Plan del Distrito Joven en audiencias públicas no vinculantes contempladas en la ley. El proyecto de privatizar 14 hectáreas  tuvo un rechazo del 85% de los participantes. La ingeniera María Eva Koutsovitis, del instituto de Pensamiento y Políticas Públicas y la Cátedra de Ingeniería Comunitaria de la UBA  denuncio en la audiencia pública,  que la Costanera se dividió en cinco sectores, desde Costa Salguero hasta el inicio del Parque de la Memoria, lo cual significa la privatización del acceso al rio y el desarrollo de proyectos multimillonarios. 

Las tierras públicas destinadas al uso privado incluyen la franja costera que rodea a los terrenos de Tierra Santa y Parque Norte que estarán destinadas a locales gastronómicos, bares o boliches.

 Jonatán Valdivieso, presidente del Observatorio del Derecho a la Ciudad (ODC), denuncia que  «el plan de Larreta es crear una ciudad ribereña con alta oferta de viviendas suntuosas y el Distrito Joven va a proporcionar el equipamiento gastronómico».

Como señalamos, este proyecto privatizador vulnera el Artículo 8 de la Constitución, entre otras normativas de nuestra Ciudad, que garantizan el uso público de la costanera: «los espacios que forman parte del contorno ribereño de la Ciudad son públicos y de libre acceso y circulación«.

Evaluación ambiental deficiente

En este escandaloso negociado, lo inaudito es que  el Certificado de Aptitud Ambiental, de la consultora Grupo Ecogestionar SRL, que realizó el estudio de impacto ambiental y la Agencia de Protección Ambiental de la ciudad,  admiten que desconocen la totalidad de las obras a realizarse sobre la Costanera, sus emplazamientos precisos y los usos que les darán los futuros dueños y concesionarios.

En la evaluación ambiental, no existe ninguna referencia  a los impactos que implica la ocupación del borde costero frente a las amenazas naturales que enfrenta la ciudad: el calentamiento y las inundaciones”. Tampoco existe ningún análisis con relación a la crisis y cambio climáticos. El Estudio se basa en la Ley N° 6.289 y en el resultado del Concurso Nacional de Ideas Urbanas “Parque Salguero”  que incluye el sector N° 4 del Distrito Joven. El estudio ambiental no  tuvo en cuenta que la Justicia de la Ciudad, en el Expte. N° 429-2020/0, declaró la inconstitucionalidad de la Ley N° 6.289 por ser contraria a los artículos N° 63, N° 89 incisos 4 y 6, y N° 90 de la Constitución de la Ciudad, tanto en primera instancia como en segunda instancia.

El Consejo de Planeamiento Estratégico, órgano creado por la constitución, que está integrado por más de 200 espacios de la ciudadanía, aprobó el “Plan de Estrategias para la Gestión Integrada del Sector de la Ribera del Río de la Plata: Buenos Aires y el Río de la Plata”.

En la página 60 se propone la “derogación del Distrito Joven, ya que condiciona el futuro urbano del Contorno Ribereño” y  apoyó el Proyecto de ley N° 2596-P-2020  que propone la creación del parque público Nuestro Río,  impulsando la desprivatización de la Costanera. Esta fue una iniciativa del movimiento “La Ciudad Somos Quienes La Habitamos” y  otros colectivos vecinales. Durante las audiencias, también la Defensoría del Pueblo  presentó su postura y señaló que el proyecto «no dimensiona la proximidad del Aeroparque» y no considera si se verá afectada la Reserva Ecológica Costanera Norte.Además, cuestionó que no se incorporó en la evaluación el destino de Costa Salguero, «cuyo futuro urbano-ambiental depende de un proceso judicial en curso».

Con todo este proceso, más otros cuestionamientos por los negocios de Larreta y sus amigos en la ciudad, como el distrito del vino en Devoto, queda claro que es una mentira esa frase dicha hasta el cansancio por el jefe de gobierno: “nosotros escuchamos a los vecinos”.  

Los escucha por pavadas, cuando hay negociados de por medio, el vecino no existe y la Constitución tampoco.

Related posts

Llega la cuarta edición de “La Semana de las Milongas 2022”.

Boedoweb

Villa Lugano: reclaman insumos en los centros de salud

Barrios Vecinales

SE INICIA LA DISCUSIÓN EN EL SENADO PARA BUSCAR MÁS RECORTES DE FONDOS A LA CIUDAD

Buenos Aires Noticias