agosto 16, 2022
LA CIUDAD Noticias

Proponen declarar “Patrimonio Histórico de la Ciudad” la casa donde vivieron Marcel Duchamp y Francisco Canaro.

Un grupo de legisladores porteños, presentaron un proyecto de ley ante la Legislatura de la Ciudad, para declarar al inmueble ubicado en la calle Adolfo Alsina 1743/45/47 del barrio de Montserrat, como parte del patrimonio urbano porteño y proteger su valor histórico. Se trata del edificio donde vivieron el artista y ajedrecista francés Marcel Duchamp, y el compositor de tangos, violinista y director de orquesta uruguayo, nacionalizado argentino en 1940, Francisco Canaro. El inmueble cuenta con un gran valor histórico, arquitectónico y cultural para la Ciudad de Buenos Aires. Es tanta la relevancia cultural de esta vivienda habitada por Marcel Duchamp y Francisco Canaro, que desde el año 2017 se realiza un Festival gratuito sobre la calle Adolfo Alsina entre el 1700 al 1800, en homenaje a estas dos grandes figuras de la cultura de nuestra ciudad, organizado por la Universidad de Tres de Febrero, la Biblioteca del Congreso, la Embajada de Francia y otras importantes instituciones de la cultura. Se trata de preservar el edifico, para trasmitir a las futuras generaciones, la importancia histórica que tiene dicho inmueble, para la identidad de nuestra ciudad y la memoria colectiva de sus vecinos. El artista francés creador del arte conceptual y otras tendencias contemporáneas, y el compositor y director de tango, vivieron en este inmueble cuando era un inquilinato, entre 1918 y 1919. Marcel Duchamp llegó al pais en un barco que lo traía de Nueva York a Buenos Aires, escapándose de un posible enrolamiento a la Segunda Guerra Mundial. Ya en la Ciudad de Buenos Aires, el autor del famoso urinario blanco de porcelana que tituló “Fuente”, convivió durante nueve meses en el conventillo de la calle Alsina 1743, zona de milongas, con el director de orquesta de tango Francisco Canaro, quien había venido a edad muy temprana con su familia, proveniente de San José Mayo -Uruguay,
El edificio fue construido en 1907, en el extremo izquierdo de su balcón se puede ver la firma de los arquitectos que lo diseñaron, Prins & Rahezenhofer. Es una joya arquitectónica que mezcla la decoración arquitectónica de la Secession y la arquitectura academicista de la Escuela de Bellas Artes de París, Francia. El principal beneficio que reciben los edificios que se catalogan como Patrimonio Histórico, es que una vez protegidos no pueden ser demolidos.

Related posts

Nueva inauguración en el Palacio Noel

Tubarrio en la Web

Hubo una considerable baja en los heridos por pirotecnia de la Ciudad de Buenos Aires.

Campaña para la Donacion de Plasma

Buenos Baires